martes, 17 de mayo de 2011

Se agrieta escultura “Yo soy Chiapas”


Se agrieta escultura “Yo soy Chiapas”
Vinicio Portela Hernández
Tuxtla Gutiérrez (17 de mayo).- La escultura “Yo soy Chiapas” del artista plástico, Martín Abadía, presenta varias grietas en la cara que ocupa la máscara de parachico la cual se encuentra ubicada sobre la Calzada de las Étneas a la altura del boulevard Fidel Velázquez de la ciudad capital.
A pocos días de haber sido inaugurada este espacio turístico, la escultura realizada a base de fibra de vidrio presenta visiblemente un hueco de aproximadamente 40 centímetros arriba del ojo derecho del parachico, así como una grieta entre la montera equivalente a la mitad de la frente.
Ante este hecho, un experto en este tipo de material de construcción afirmó que de no ser reparado, el sol en conjunto con las altas temperaturas que se presentan en Tuxtla Gutiérrez, podrían dañar irremediablemente esta estructura.
Afirmó, que el hueco puede ser el menor del daño a la escultura “Yo soy Chiapas”, pero la grieta de la montera es lo más peligroso, ya que la espuma con la que fue moldeada puede desprenderse.
Según algunos vecinos de la Infonavit Grijalva afirman que la escultura no fue víctima del vandalismo, pero se encuentran preocupados porque han visto que está siendo refugio de aves lo que podría deteriorar aún más la obra de arte.
Por lo anterior, solicitaron que las autoridades competentes o el mismo autor revise el monumento “Yo soy Chiapas” para que se conserve en buen estado.
La obra plasmada por el maestro Marín Abadía es una de las más grandes en la Calzada de las Étneas, con una envergadura de seis metros de alto por casi cuatro de diámetro.
En dicha imagen se pueden apreciar los rostros de un jaguar, una indígena y un nahual, así como la de un parachico la cual es la parte afectada.