miércoles, 8 de septiembre de 2010

Homenaje póstumo al Dr. Gilberto Gómez Maza

*Hay muchos que se apropian de ser de izquierda y asumen un papel de izquierda todo para obtener privilegios y poder.
*Sabines ha acuñado de mil formas la antigua y muy oficialista frase “gracias señor presidente, lo que usted diga”.


(Primera de dos partes).

Vinicio Portela Hernández

“Aquí se queda la clara, la entrañable trasparencia, de tu querida presencia” esta estrofa de Silvio Rodríguez sirvió de preámbulo para que el hermano de Gilberto Gómez Maza, Francisco, iniciará su discurso, el primero en el homenaje póstumo que le ofrecieron los “Amigos de Izquierda” en la capital del estado.
El evento que se realizó en el Hotel Safari de Tuxtla Gutiérrez, reunió a los miembros de la vieja guardia de la izquierda chiapaneca y los nuevos miembros que admiraban la vida y obra de Gómez Maza.
Con discursos fuertes, donde el concepto de unión, fortaleza y recuperar el perredismo en el estado, miembros destacados del Partido de la Revolución Democrática se acuerparon ante la figura de su ideólogo chiapaneco, el cual lo recordaron con un espíritu socialista y democrático en aras del próximo proceso electoral del 2012.
En este homenaje, participaron los diputados federales Laura Itzel Castillo Juárez, Alejandro Encinas Rodríguez, así como el hijo del homenajeado Ernesto Gómez y su hermano Francisco, entre otros destacados izquierdistas.

Los fragmentos de los discursos

Francisco Gómez Maza

… Hasta el último momento, en el que un instante de lucidez y me confió que no estaba enojado, que estaba indignado porque no veía ninguna luz al final del túnel, al contrario, todo se venía ensombreciendo cada vez más, sobre todo en Chiapas.
En donde su partido y no quiero ofender a nadie, por favor no me vayan a mal interpretar, traicionó los principios del socialismo, los principios de la democracia y se llenó de cuadros de mando caciquiles, autoritarios y fudamentalistas…
Todo esto lo estaría diciendo mi hermano y más si estuviera aquí con ustedes presente, sin embarco haciendo un lado todo mi radicalismo, tengo confianza, que su lucha de Gilberto, su lucha personal, apoyado de algunos de amigos que están aquí presentes, que lo quieren más que si fuera su hermano, puede derivar en una unidad de todos los individuos, no los sectores, los sectores no existen, no las tribus las tribus no existen, los individuos que forman este grupo de personas que estamos aquí presentes que son de carne y hueso, por qué no es una utopía ciertamente, la izquierda jamás ha podido convivir unida…
Yo confío y creo que mis amigos de la izquierda, de la verdadera izquierda, porque hay muchos que se apropian de ser de izquierda y asumen un papel de izquierda todo para obtener privilegios y poder y aquí mi estado querido y todos ustedes los saben, dejen decir el nombre que lo voy a decir Juan Sabines Guerrero, que le llegue este mensaje, que el hermano de Gilberto Gómez Maza es su principal analítico y crítico y que no está de acuerdo con sus actitudes dictadorzuelas.
Ustedes, todos ustedes debemos unirnos para enderezar este barco, que está a la deriva, que está como el país entero, desgajándose, desquebrajándose en nuestras propias manos…

Laura Itzel Castillo Juárez

…Gilberto Gómez Maza fue miembro de una generación cuya retribución consistía en grades bocanadas de utopías, este médico prestigiado, sobreviviente de la masacre estudiantil de 1968 nunca vivió de la política, aunque muchos no lo crean, hubo una época en la que no se pensaba en salarios y cargos públicos, sino en el servicio y la lucha social, había entonces mística revolucionaria…
Cuando renunció al partido del sol azteca, donde fue fundador en Chiapas lo hizo bajo la convicción de que el PRD había iniciado su debacle y que no quería ser testigo de ello, desde diciembre del año 2000 cuando del doctor abandonó su militancia partidista, mas no su inscripción a la izquierda, fue capaz de vislumbrar que la organización que había logrado construir, se había convertido en, y cito textualmente “se había convertido en un gran negocio de un crupúsculo y mafias que ponían a la venta al mejor postor las candidaturas y hasta el propio partido” hasta aquí la cita.
Su denuncia fue precedida de una serie de desencuentros a su paso por la dirigencia estatal perredista, como diputado local y aún su campaña como candidato a gobernador, no está por demás recordar que en aras de la unidad de las fuerzas progresistas declinó su candidatura por Pablo Salazar, cuya administración y la de su sucesor Juan Sabines han sido una decepción para la izquierda pese haber arribado al poder bajo esta inscripción.
Gilberto Gómez Maza no dejó aceptar las migajas que pretendía entregar al PRD el gobernador Salazar y prefirió seguir en la oposición, no se trataba de chambas ni el poder por el poder sino de una trasformación de la sociedad y de la forma de hacer política y ninguno de ellos se diferenció sustancialmente de sus antecesores priístas sobre todo este último que ha acuñado mil formas la antigua y muy oficialista frase “gracias señor presidente, lo que usted diga”.
En efecto el gobernador Sabines ha sido el ganador absoluto frente a sus pares panistas y priístas de una añejo concurso que conjuntamente había sido descontinuado al haber arribado al país esta alternancia que se señala en el poder.
El concurso de la genuflexión frente a Los Pinos sin importar que su ocupante temporal sea el señor Calderón un usurpador para la vergüenza de la izquierda.
Las malas experiencias de los dos más recientes gobiernos chiapanecos, hicieron reflexionar desde luego a Gilberto Gómez Maza, primero sobre el perfil de las personas que se postulan y segundo sobre la validez de las coaliciones entre izquierda y derecha…
El dos de marzo, el doctor hizo pública una carta dirigida a Andrés Manuel López Obrador para exponerle algunas inquietudes y felicitarlo por su decisión de rechazar las alianzas entre el PAN y la izquierda pues su experiencia chiapaneca le dejó como conclusión lo siguiente y cito “los únicos beneficiados han sido los candidatos nombrados o electos que una vez pasada la contienda olvidan el compromiso, sino escrito, sí de mínimo de los partidos que los apoyaron y se declaran o actúan como individuos independientes que no dan cuantas a nadie y por supuesto no gobiernan con los principios de los institutos políticos que los apoyaron” hasta aquí las comillas…
El mejor homenaje que se le puede rendir al doctor Gómez Maza es debatir el presente y futuro de nuestras organizaciones y su papel en la trasformación social de este país…
Señoras y señores, alejémonos de la tragedia y de la farsa, retomemos el camino de las ideas y de la lucha social hasta lograr la trasformación del país hay que refundar la república y construir nuevas reglas del juego que combatan la impunidad, la corrupción y que brinden nuevas oportunidades de justicia y desarrollo para todos…
Hoy cuando la nación parece desmoronarse a pedazos vale la pena voltear a ver la obra y trayectoria de militantes de izquierda como del doctor Gilberto Gómez Maza, pues su ejemplo nutre, ya es tiempo de decir basta, basta de que la política sea el arte de manipular a los manipuladores, la política debe de ser un ejercicio esencialmente ético donde los principios no tienen por qué estar vendidos con los resultados.
Heberto Castillo decía una y otra vez, no importa de donde venimos sino hacia donde vamos y Valentín Campa insistía si dudas decide siempre por el camino de la izquierda.
Hasta siempre Gómez Maza.