lunes, 11 de mayo de 2015

Desmienten a Chacón en la UNICH sigue el paro

Desmienten a Chacón, en la UNICH sigue el paro
Vinicio Portela Hernández
Miembros del Sindicato Único de Trabajadores de la Universidad Intercultural de Chiapas desmintieron que haya terminado el paro de labores y exigieron a Oswaldo Chacón Rojas que cese las discriminación, denigración, difamación, agresiones de las que han sido objeto por parte de “operadores” del Rector y el cumplimiento del contrato colectivo de trabajo.
En una carta abierta dirigida al Gobernador del Estado, Manuel Velasco Coello, los inconformes manifestaron que “como sindicato, declaramos estar cansados y hartos de que se nos llame javieristas, elbistas, charros, basta de falsos, no tenemos ninguna relación con las dos personas que se nos relacionan, Javier Álvarez Ramos, fue un rector más y en su momento la autoridad universitaria, más nunca le pertenecimos.”
Aseguraron en su misiva que el paro continúa a pesar de que en días pasados los directivos de la UNICH lanzaron un boletín asegurando que se privilegiaba el diálogo y que reivindicaban las actividades academias, además denunciaron los sindicalizados que “ante la falta de argumentos sólidos y al no ver otra salida sabemos que Oswaldo Chacón Rojas se vale de suspender el servicio de energía eléctrica y agua en (la sede de) San Cristóbal de Las Casas, (además de utilizar) infamias, amenazas a estudiantes y trabajadores, eso no nos intimidará, contraria a esa actitud nosotros siempre hemos buscado el mejoramiento de nuestra institución y de las y los estudiantes, pero sabemos que también tenemos la facultad de luchar por nuestros derechos laborales.”

Los paristas le señalaron al ejecutivo estatal que no están solos en la lucha y que hay más inconformes que apoyan su manifestación contra el Rector de la UNICH: “lamentamos informarle Señor Gobernador que no ocurrió nada y por ello nos vimos en la necesidad de realizar esta digna lucha, en la cual también estudiantes que han sufrido acoso, maltrato, discriminación, daños morales, además de no haber sido escuchados por quien ahora sigue de rector decidieron levantar su propia voz y pedir un ¡YA BASTA!; a consecuencia de ello este paro tiene el apoyo de madres y padres de familia, organizaciones civiles y sindicatos que conocen nuestro sentir y la situación.”