domingo, 24 de marzo de 2013

Otro rata en la SSyPC


En Síntesis…
Otro rata en la SSyPC
Vinicio Portela Hernández
Qué estará pasando al interior de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, desde la entrada de Jorge Luis Llaven Abarca esa institución policiaca ha decaído a grados alarmantes de corrupción.
Pero como dicen en mi pueblo, sí está mala la cabeza como quieres que esté bien el cuerpo. Y el ex Delegado de la Procuraduría General de la República convirtió de la noche a la mañana a la SSyPC en un verdadero “nido de ratas”, su modus operandi es la delincuencia institucional.

Llaven Abarca desde su retorno al servicio público no ha recibido más que señalamientos negativos y es que no es para menos, al flamante Secretario de Seguridad nada más tiene es su currícula investigaciones de torturador y su prestigio en ese campo le llevó que más de 200 organizaciones no gubernamentales manifestarán su desacuerdo por su designación en la SSyPC.
Pero Llaven ya está haciendo escuela y ahora tiene un “perro amaestrado” en la Coordinación General de Servicios Estratégicos de Seguridad, se trata de Agustín Ruiz Mendoza, que ahora de manera arbitraria hace y deshace al interior de esa oficina todo con la bondadosa supervisión del Secretario de Seguridad Pública.
Ruiz Mendoza quiere despedir a su personal, a principio de año, este personaje que presume maestría en Derecho Penal trató de correr a un grupo importante de sus elementos, pero estos se manifestaron y se amotinaron en la Comandancia para que se le respetara su trabajo.
Ante esta acción de los uniformados, Agustín Ruiz implementó con su “achinchincle” Manuel Elias Rodríguez, quien cobra como Jurídico en la Coordinación General de Servicios Estratégicos de Seguridad, la gran “ideota” de cambiar de labores al personal administrativo y convertirlos en operativos para después mandarlos a diferentes plazas municipales con la promesa de viáticos y apoyos alimenticios.
Pero nada de esto es cierto, ya que Ruiz Mendoza lo está utilizando para que los policías presenten sus renuncias “voluntarias” y así dejar plazas vacantes para contratar a incondicionales.
Y lo peor de todo, es que más de dos mil 200 uniformados se encuentran sufriendo carencias en las sedes municipales ya que al señor “Comisario Maestro en Derecho Penal” no les otorga los apoyos alimenticios y menos les manda sus viáticos y tiene que sobrevivir con un salario de cuatro mil pesos mensuales.
Hasta el momento esta acción fuera de la Ley a tenido sus consecuencias ya que dos comandantes tuvieron que presentar sus renuncias “voluntarias” por la gran presión que tienen al interior de la Coordinación General de Servicios Estratégicos de Seguridad y para esta semana que comienza peligran más de 20 plazas administrativas.
Mientras tanto el Maestro Agustín Ruiz Mendoza puede estarse paseando en camionetas de lujo de las decomisadas por la Procuraduría General de Justicia del Estado, además de disfrutar de dos Hummers las cuales las tiene muy bien guardadas en un su “Rancho” camino para Cintalapa. Pero de eso daré más detalles en una próxima entrega.
Llaven y Ruiz Mendoza están haciendo una buena mancuerna, ambos son corruptos y ahora con la novedad que les subieron el presupuesto para la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana pues tendrán más de donde robar, mientras que los policías que arriesgan su vida cada día en una patrulla o a pié tiene que estar en la miseria que les da su salario de poco más de cuatro mil pesos.
Qué se necesitaría que pasara al interior de la SSyPC para que a estos dos “zánganos” los corran, espero que no una desgracia, pero sería suficiente con los antecedentes de este par para que los sacaran “patitas para la calle”, pero desafortunadamente la recomendación del dueño de un periódico pesa más que los antecedentes criminales.

Recortes
Ya detuvieron a Emmanuel Nivón González, ex candidato a la Gubernatura del estado y ex presidente municipal de Tapachula. Lo agarraron echando trago, de madrugada en la Perla del Soconusco y los trasladaron a la “Procu” en Tuxtla Gutiérrez.
Trascendió que lo habían dejado en libertad y luego de que no. Lo cierto es que ya calló un pez “gordo”, pero para aquellos que están festejando la justicia, nada más hay que aclararles que mientras no se le dicte sentencia condenatoria al panista todo quedará nada más que en el plano histriónico. Así que hay que esperar la acción eficiente de las autoridades. Bueno eso espero.

Terminé
Comentarios en:
vinicioportela@gmail.com
vypher55@yahoo.com.mx
Twitter: @VinicioPortela
Blog: vinicioportela.blogspot.mx