martes, 13 de mayo de 2014

Gandhi más corrupción en la SSyPC

=El Mecatito=
Gandhi, más corrupción en la SSyPC
Vinicio Portela Hernández

Inicia el mecate==== Creo que nunca me voy a dejar de sorprender de los alcances que tiene muchos funcionarios públicos, no importa que sea de alto nivel o de los que se suben a un ladrillo y ya se creen omnipotentes. El caso de la Unidad Canina de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana es preocupante, su titular, el Sub Inspector Gandhi Montejo Llaven, es un personaje irresponsable que, según las denuncias, ingiere bebidas embriagantes en sus instalaciones en Paso Limón; vende el combustible de las patrullas, el alimento de los caninos; hace negocios con las plazas, los permisos y las vacaciones, y lo más temerario es que presume de realizar “levantones” con dos de las patrullas a su cargo y en compañía de personal del Escuadrón de Rescate y Operaciones Especiales, todo esto al amparo de su apellido. =----= La hilera: ¿Pero por qué es tan importante esta Unidad Canina de la SSyPC?, pues porque es la responsable directa de la seguridad del Gobernador Manuel Velasco Coello. Estos elementos, los Binomios Caninos son los encargados de ir a supervisar los lugares que visita el Ejecutivo Estatal, en búsqueda de armas y explosivos. Esto no se debe tomar a la ligera aun cuando Chiapas es considerado unos de estados más seguros del país, ya que la protección de la investidura del gobernador va más allá de las calificaciones de violencia de una entidad federativa. Es así que Ganhi Montejo Llaven tiene es sus manos una tarea muy importante que es la integridad física de mandatario estatal. ==XxXx== Enredo: El Comandante de la Unidad Canina es un alcohólico consumado, tanto así que bebe en sus propias instalaciones, ubicadas en Paso Limón, donde muchas de las ocasiones los que tienen que pagar los tragos son los propios policías, ya que con el argumento de que toma con “su primo” estos deben de conseguir su bebida favorita: whisky “Red Label” con su respectiva dosis de “RedBull”. Montejo Llaven no le gusta tomar solo, así que se buscó un su “cunca”, el Policía Segundo José Francisco Espinoza Rodríguez, alias “el Caballo”, con quien “masca vidrio” que da gusto, no importa que sea Lunes, Jueves o Sábado, estos dos se la pasan levantando el codo. Pero si hace falta, también pueden seguir el festejo en la casa de “el Caballo” o en la propia casa de Suchiapa del Comandante de la Unidad Canina. Que por cierto, Gandhi ya fue suspendido en alguna ocasión porque disparó al aire en su domicilio particular y fue reportado por sus vecinos y el Secretario de Seguridad y Protección Ciudadana le aplicó esa medida disciplinaria además de retirarle su arma corta de cargo, una escuadra 9 mm. ==oOoO== Nudito: Pero Gandhi Montejo Llaven se dice alguien muy peligroso, asegura que quien lo denuncie terminará en el panteón, que no le da temor darle un balazo a quien le ponga “el dedo”, expresión que utiliza el crimen organizado para los que denuncian actividades ilícitas. Es por ello que ya se hizo fama de peligroso e intolerante, ya que cuando agarra la borrachera presume abiertamente que lo suyo, lo suyo, son los levantones los cuales los realiza con dos patrullas a su cargo, las cuales no cuentan con las insignias de la SSyPC y les quita las placas para “trabajar”, estas unidades son la PP-357 y la DB18927. Es tanto el temor que infunde entre sus subalternos que hasta los obliga a lavarle la ropa. Su amenaza preferida es que quien lo denuncie le va a poner una levantada, luego una calentadita (tortura), para luego sembrarle drogas y así se queden una buena temporada en El Amate, ya que sus amigos de la “Procu” saben cómo hacer un buen expediente ficticio y mientras son peras o manzanas lo mínimo que pasarán en la sombra serían dos años. ==-_::_-== Añadido: Pero esto no es lo único que hace el Comandante de la Unidad Canina, también vende el alimento destinado a los 10 perros a su cargo, los cuales se encuentran desnutridos ya que su requerimiento diario es de aproximadamente dos kilos y este ordena que se les suministre apenas menos de 400 gramos, por lo que los animales no pueden desempeñar bien sus tareas, además que ya uno de ellos está muriendo de cáncer pero que no lo quiere sacrificar para que le sigan dando más alimento y lo pueda comercializar. También vende el combustible, los cuales ordeña de las patrullas y viola el contador del kilometraje para que nadie se dé cuenta de sus negocios. Pero a los que más perjudica son a los mismos elementos a su cargo, el año pasado, a finales del 2013, Montejo Llaven trató de vender las plazas de la Unidad Canina, pero se le calló el negocio, no pudo cumplir con la promesa laboral pero tampoco regresó el dinero con la amenaza de que lo dejaran de molestar o pagarán las consecuencias. Ahora se dedica a cobrar por los incrementos de apoyo alimenticio, una prestación que tienen los uniformados, y quien requiera subir de 88 a 140 pesos diarios tendrá que mocharse con dos mil pesos y los que quieran llegar a los 220 la cuota sube a tres mil pesos. De ese mismo modo da son los permisos, si un policía tiene la necesidad de ausentarse o quiere sus vacaciones Montejo Llaven les cobra 100 pesos el día, esto sumado a que los uniformados no les pagan esas jornadas de ausencia y son descontados de sus raquíticos salarios. Gandhi Montejo Llaven es una persona peligrosa para la seguridad de Chiapas, de sus instituciones y principalmente la del Gobernador del Estado, Manuel Velasco Coello, quien no puede estar con la confianza de que la Unidad Canina de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana esté cumpliendo con sus responsabilidades. === Se terminó el mecate.