miércoles, 2 de mayo de 2012

Necesaria Ley contra “Chapulines”


En Síntesis…
Necesaria Ley contra “Chapulines”

Esta va por ti PP, Salud!!!
Vinicio Portela Hernández
Está confirmado. La chiapanecada no quiere que los políticos que ocupan puestos de elección popular se la pasen de “brinco en brinco” y de “hueso en hueso”.
Cada que se aproxima una elección, muchos servidores públicos empiezan a alistar maletas para buscar otra “ubre” presupuestal y se ponen las rodilleras a fin de “lamer” lo que sea por conseguir una candidatura; así que los que eran presidentes municipales, ahora quieren ser diputados locales y los “levanta dedos” estatales aspiran hacerlo pero a nivel federal, ya los que tienen su “Curul” nacional, pretenden acabar como Senadores y estos a su vez ya quieres ser Gobernadores, otro poco hasta Presidente de la República.
Todos quieren, su corazoncito se los reclama y los bolsillos se los exige, esto sin pensar en ningún momento en el pueblo y sus necesidades, solo escuchan la voz de una ambición desmedida.
Muy pocos son los casos de políticos que se merezcan una oportunidad de seguir “creciendo” en la administración pública, pero la verdad es que son contados, la gran mayoría solo responde al poder y al dinero.
En esta época electoral, los políticos se transforman en seres humanistas, sensibles a las necesidades de la población, altruistas y benevolentes. Pero apenas tocan los puestos de elección popular, se transmutan en “monstruos”, que cambian sus brazos por ocho tentáculos para poder llevarse todo lo que puedan; además, se le caen las orejas y los ojos, ya no puede, ni quieren, escuchar y ver al pueblo; y lo más grave, son animales que generan un camuflaje tan especial que son imposibles de encontrar.
Ese “alebrije” ya es conocido por el elector, la ciudadanía ya no se espanta, pero menos le hace “mella” a los políticos que son descarados, al punto de la grosería.
¿Pero por qué esto no cambia?, ¿por qué razón tenemos que seguir aguantando la falta de responsabilidad de los políticos?, ¿no se supone que los puestos de elección popular son irrenunciables, que así lo marca la ley?
La realidad es otra, existe una figura jurídica contradictoria al mandato Constitucional, la de la “licencia”, con este término los políticos se amparan para hacer y deshacer a su conveniencia y “renunciar” a su responsabilidad que fue asignada a través de una elección supuestamente democrática.
Pero si usted que está leyendo es un políticos, claramente va a decir que no es cierta esta afirmación. Sin embargo es así, la licencia indefinida es lo mismo que una renuncia, representa la misma acción unilateral para separarse de un cargo de elección popular.
Y esto debería de cambiar, jurídicamente contraviene a la Constitución Política de México, pero al igual, es un derecho que tienen y ejercen los políticos, lo que hace que exista una “laguna” para la explotación sin medida de esta norma.
Los juristas deberán tomar el tema en sus manos, el Poder Judicial tiene la obligación de atender y subsanar este error que beneficia a la clase política y perjudica ampliamente a la población en general.
Claro, se supone que esto le correspondería al Poder Legislativo, pero ellos, los “levanta dedos”, son los principales promotores de esta práctica desleal, por lo mismo sería imposible que se aplicaran el “Hara-Kiri”.
La autonomía que tienen los Poderes de la República y sus facultades, asumirían de ante mano que los Tribunales Superiores de Justicia, tanto el Nacional como los Estatales, entrarían al quite para que legislar esta “burla” en la que se ha convertido las “licencias” y respetar a cabalidad el principio de “irrenunciable”, que hoy cualquier político de marras se lo pasa por el “arco del triunfo”.
En este momento no se puede hacer nada, la “licencia” es un derecho que tienen los políticos y no hay de otra, pero si no se hace nada al respecto, las puestos de elección popular se estarán transformando catapultas para que los “Chapulines” sigan amamantándose infinitamente.
Es una oportunidad sin igual, para que el Poder Judicial se pronuncie al respecto exigiendo al Poder Legislativo remedie esta laguna jurídica que atenta contra la Constitución; y en caso de que los Congresos Estatales y el Federal se hagan que la “virgen les habla”, los Ministros tendrán que tener las agallas suficientes para generar una “jurisprudencia” a fin de acabar de tajo con las renuncias disfrazadas de “licencias” y con ello que se respete la Carta Magna.

Terminé
Comentarios en:
Twitter: @VinicioPortela