viernes, 8 de octubre de 2010

Calderón no da presupuesto para operación de hospitales nuevos en los estados

En Síntesis…
Calderón no da presupuesto para operación de hospitales nuevos en los estados
Vinicio Portela Hernández
En los que se puede tildar como absurdo, el Presidente Felipe Caderón mando en su presupuesto de Salud la maravillosa cantidad de “cero” pesos, sí como usted lo lee “cero” pesos en el rubro de Gastos de Operación de Unidades Nuevas en entidades federativas, o sea que para los hospitales que se piensan construir en los estados no habrá quinquirrines para su funcionamiento.
Esto fue denunciado por el Legislador Federal priísta, Roberto Albores, en la Reunión de trabajo con la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados.
Verdaderamente ridículo es que el Ejecutivo mande esa estratosférica cantidad de dinero, “cero” pesos, por favor en que está pensando Felipe Calderón cuando se planea un presupuesto como el de salud, donde el funcionamiento de un hospital es prioritario para brindar un buen servicio al derechohabiente y ciudadanos que lo requieran.
Con toda razón Roberto Albores dijo que hay “una crítica constante por tener elefantes blancos”, pues sin el apoyo económico para sostener un nosocomio de que sirve de que se inauguren uno en cada municipio de la nación si van a estar inoperantes.
El legislador chiapaneco enfatizó que hay que fortalecer la infraestructura hospitalaria, prioritaria para el desarrollo de un estado.
Albores se fue directo, dijo que el presupuesto que mandó el Ejecutivo Federal no hace “click” con las necesidades del sector salud y fue más allá, asegurando que las prioridades que se muestran no las demuestra el presupuesto de la federación.
Y se cuestionó el diputado priísta de que si esto está pasando en el sector salud, pues también podría estar ocurriendo en otro sector.
Afortunadamente Roberto Albores se dio cuenta de este garrafal error del Ejecutivo Felipe Calderón, el cual pudo dejar sin presupuesto a las unidades nuevas hospitalarias de las entidades federativas.

Director… ¡a la reja!
Las autoridades ahora si actuaron rápidamente, Isidro Ramos León ya está detenido y puesto a disposición del ministerio público.
Este insensato individuo, ex director de la Escuela Primaria Justo Sierra, fue el que maltrató a un niño de apenas siete años de edad y que afortunadamente fue grabado con un teléfono celular cuando lastimaba al infante.
Lo comenté en mi entrega anterior, este intolerante Director lo único que merece es la cárcel y la Procuraduría General de Justica del Estado, al mando de Raciel López Salazar, actuó en consecuencia, teniendo el video como prueba irrefutable, para el representante social será una tarea fácil consignar a este maestro, que dicho sea de paso no alcanza fianza por la agravante de ser servidor público.
Lo penoso de la situación es que existe en el mismo plantel, ubicado en la colonia Santa Cruz, un grupo de madres de familias que justifican el actuar de Isidro Ramos León y es más hasta argumentan que el niño se merecía ser arrastrado por el ahora ex Director por ser un muchacho problemático y rebelde.
Estas mujeres, incondicionales del detenido, dicen que la única culpable de este maltrato es la madre del alumno ya que “no lo educa”.
Sin embargo otro porción de tutores aplauden la actuación de la autoridad, que a menos de 24 horas de ser presentado el video en la web, actuaron conforme a derecho y destituyeron del cargo a Isidro Ramos León, lo cesaron como maestro y le iniciaron un proceso penal sustentado en la valentía de una persona que lo videograbó.
Pero esto no debe quedar solamente así, corresponde iniciar un proceso de auditoría, ya que Ramos León se caracterizaba en pedir dinero a los padres de familia juntando jugosas cantidades, como lo pasado en el anterior ciclo escolar en donde existía una caja de ahorros con más de 100 mil pesos y que de buenas a primeras desaparecieron supuestamente en arreglos de la primaria.
Algunos papás aseguran también que el detenido siempre tuvo una actitud déspota, que a ellos los trataba de manera grosera y prepotente, hasta el punto de decir frases como “pinche indio” o ponerles apodos a los niños.
Informaron que esta situación del maltrato al infante fue hace una semana, ya que se encontraba enojado por la negativa de los padres de seguir aportando por alumno $9.50 pesos semanalmente, algo así como 18 mil 240 pesos mensuales, por concepto de agua de garrafón.
Esta historia tiene mucha tela de donde cortar y también mucho que investigar para que no se reproduzca  este maltrato en otros centros educativos de la ciudad y del estado.

Terminé
Comentarios en: vypher55@yahoo.com.mx, vinicioportela@gmail.com,
twitter @VinicioPortela o en el blog vinicioportela.blogspot.com