jueves, 30 de julio de 2015

La maleta del dinero donado

En Síntesis…
La maleta del dinero “donado” 
Vinicio Portela Hernández
Me cada muy claro que la cuestiones legales en este proceso electoral estatal han quedado a un lado, para los ofendidos es más importante marchar que ir a los Tribunales, para los beneficiados prefieren marchar que iniciar un proceso de reconciliación, algo así como lo que le llamaban “operación cicatriz”, a fin de que las y los tuxtlecos iniciemos juntos la nueva administración, sea cual sea los resultados de las impugnaciones, que quiero creer ya estarán en trámite.
Pero Francisco Rojas Toledo no da paso sin huararache siempre está en el ojo del huracán con sus escándalos. No hace mucho protagonizó un vergonzoso encuentro con un empresario de la construcción y que le dio una caja de zapatos repleta de billetes, donde fue grabado en video y luego exhibido en redes sociales antes de que fuera nombrado candidato a la Presidencia Municipal de Tuxtla Gutiérrez por el Partido Acción Nacional. 
Ante este hecho Paco Rojas se defendió argumentando que esto se trataba de un complot en su contra, al más estilo del PG, y que ese dinero fue una donación entre particulares y que no representaba un delito al ser recursos privados. Sin embargo todo indicaba que era una “satisfacción” del empresario para que se le otorgaran las obras cuando el alcanzara la titularidad de Alcalde tuxtleco.
De esa se salvó, sus seguidores olvidaron el penoso hecho y lo hicieron mártir de la cámara oculta. Pero ¡oh! sorpresa, que le aparece otro video y ahora no fue en restaurante y menos en caja de zapatos, sino en un cuarto de hotel y fue una maleta con fajos de billetes.
El video protagonizado por Francisco Rojas se convirtió en una cuantas horas en viral, lo publicó el periódico Reforma, pero luego por Twitter, Youtube, Facebook y hasta WhatsApp se estaba corriendo como si fuera chikungunya.
En la grabación a Paco se le podía ver caminando por los pasillos del hotel acompañado de una persona que lo lleva a una habitación y ahí en la platica se puede escuchar la cantidad de dinero “donado”, equivalente a un millón 400 mil pesos, el cual no cabe en un portafolio y por ello debe de trasladarlo en una maleta.
Las imágenes son muy precisas, se puede observar a Rojas Toledo perfectamente y aún cuando el audio es de mala calidad, aún así, se aprecian detalles de la conversación que no dejan duda que se trataba de una negociación para el otorgamiento de obras públicas.
Paco salió nuevamente a declarar, eso se lo admiro, pero utilizó el mismo argumento que en su anterior corto metraje, que se trataba de una donación entre particulares y que a demás ese dinero ya lo había reportado y transparentado, que había documentos que así lo demostraban.
Cierto, así fue, pero cuando se hacen las cuentas que aparecen en dicho documento están no coinciden con la realidad, las “donaciones” suman en total 445 mil pesos, pero el mismo Rojas Toledo alega que fue el empresario Francisco Martínez quien le dio el dinero para las “Brigadas de Salud”, sin embargo estas solo equivalen a 280 mil pesos, ósea que sí no se le fue la cabra al monte a Paco le faltan por comprobar un millón 120 mil pesos que no aparecen en su declaración.
Pero esto de jugarle al contador y ver que las cuantas no cuadran no es lo más grave. Lo preocupante es que Francisco Rojas Toledo mucho antes de ser ungido como precandidato a la Presidencia Municipal de Tuxtla Gutiérrez ya le estaba apostando a la corrupción haciendo arreglos en lo obscuro con empresarios de la construcción y así poder garantizarles obras a cambio de dádivas.
Paco Rojas le jugó a la ruleta rusa y se puso a trabajar en su promoción de imagen, haciendo rabietas, mentando madres, gritando y haciendo escándalo, por redes sociales le aplaudían todo, fue una catarsis para los tuxtlecos ver el Show que prometía un cambio en su persona.
Nadie sabía que detrás de ese supuesto activismo social, de esa preocupación por el pueblo y la ciudad, existía ya una estrategia perversa por parte del doctor para ganar recursos que lo llevarían de nueva cuenta a Alcaldía coneja.
Con esta secuela de videos podemos tener en claro que Francisco Rojas Toledo no es el mesías que esperaba Tuxtla Gutiérrez, no es esa esperanza que los tuxtlecos anhelaban para sacarnos del bache, es solamente otro oportunista que ha utilizado el rencor ciudadano a su conveniencia. 
Pero este despertar ciudadano que ha aglutinado a más de 25 mil personas en marchas exigiendo honradez a sus autoridades ahora tendrá un camino de cambios, el líder nuevamente les mintió, pero no deben caer los ánimos, sino acogerse a sus logros para seguir en esta batalle por la justicia y la dignidad, pero ahora con otra cara que no sea política sino ciudadana al 100 por ciento.

Comentarios en:
Email: vinicioportela@gmail.com
Twitter: @VinicioPortela
Facebook: vinicio.portelahernandez
Blog: vinicioportela.blogspot.mx